Hace 2 meses

Ignacio, de Valencia

En su momento, me pasó una cosa curiosa. Yo no había contratado ningún seguro con MAPFRE, pero las compañías en las que tenía mis seguros, fueron absorbidas por MAPFRE, hasta que llegó un momento que todos mis seguros estaban con ellos.

Por otro lado, tenía una oficina muy cerca de mi casa (en mi misma calle a 2 o 3 manzanas de distancia). Poco a poco, me fue gustando más la compañía, pero, sobre todo, el trato agradable y amistoso que me ofrecía el personal de la oficina. Hasta ahora, me he encontrado gente muy profesional y agradable.

En este momento, casi todos mis seguros y alguna que otra inversión la tengo en esta compañía, que, mientras siga así, continuará siendo mi compañía de referencia. Siempre se puede mejorar, pero vais en la buena vía. Un saludo.